Estudios con la perdiz nival podrían favorecer la obtención de pollos con más peso y menos problemas de bienestar - Asociación Española de Ciencia Avícola - AECA - WPSA


Un investigación llevada a cabo sobre un pájaro que vive en altas cotas, la perdiz de las nieves (Lagopues muta), ha mostrado que estas aves engordan rápidamente en invierno, para aislarse del frio. Pueden llegar a aumentar su peso en un 32%. Además, estas aves tienen la ventaja de contar con un esqueleto que solo les ayuda a soportar el peso extra, sino que ademas les permite una mayor eficiencia energetica en su moviemiento. Los investigadores que han llevado a cabo este estudio, pertenencientes a la Universidades de Manchester (Reino Unido) y Tromso (Noruega), creen que estos descubrimientos pueden ser de gran utilidad para la industria avícola. 

Un reto del futuro es producir una gran cantidad de alimentos, por lo que habrá que producir broilers con mas peso, pero con una conformación ósea que les permita soportar esta mayor cantidad de carne sin sufrir problemas de bienestar. Para los investigadores, un mejor conocimiento de la fisiología de estos animales prodría conducir a un modelo animal que mejorara los rendimientos cárnicos y de bienstar animal de las aves domésticas.